Skip to main content
Insight

Ley de Creación y Crecimiento de Empresas. Ley Crea y Crece.

Locations

Fieldfisher España

La economía española se ha venido debilitando en los últimos años a causa de la situación de emergencia sanitaria provocada por el estallido de la COVID-19. Con el objetivo de reflotar el tejido empresarial español e impulsar su expansión y crecimiento surgen medidas como la Ley “Crea y Crece”.
  El pasado jueves 15 de septiembre fue aprobada, ya de forma definitiva, la Ley de Creación y Crecimiento de Empresas – comúnmente conocida como Ley “Crea y Crece” – por el Congreso de los Diputados.
Esta nueva Ley se enmarca dentro del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia del Gobierno teniendo como objetivo principal, a través de un cambio regulatorio que se centra en la agilización de procedimientos y reducción de costes, el de favorecer la creación y el crecimiento de nuevas empresas.
De entre las principales novedades introducidas por la Ley “Crea y Crece” conviene destacar los siguientes puntos:
 
  1. Reducción del importe del capital social a suscribir para constituir Sociedades de Responsabilidad Limitada.
La entrada en vigor del texto legal permitirá que en España se configure un régimen de creación de Sociedades de Responsabilidad Limitada mucho más flexible que el hasta ahora vigente pues, junto con la eliminación el régimen de formación sucesiva se permitirá que las S.L. se constituyan con un capital social de tan solo un euro, en detrimento de los 3.000€ que se han venido necesitando tradicionalmente.
Sin embargo, conviene señalar que también se incluyen unas clausulas cuyo fin no es otro que el de salvaguardar del interés de los acreedores al modificarse el artículo 4 de la Ley de Sociedades de Capital estableciendo que (i) “deberá destinarse a la reserva legal una cifra al menos igual al 20 por ciento del beneficio hasta que dicha reserva junto con el capital social alcance el importe de tres mil euros” además de imponer una (ii) responsabilidad solidaria de los socios en caso de liquidación de la sociedad por el importe resultante de la diferencia entre los tres mil euros y el capital social efectivamente suscrito.
 
  1. Agilización de los trámites para constituir una sociedad.
Uno de los fines perseguidos por la Ley “Crea y Crece” es el de la eliminación de obstáculos y agilización de los trámites para constituir sociedades de capital. Este objetivo se consigue a con la introducción de medidas para favorecer la constitución de dichas sociedades de forma rápida y telemáticamente a través del Centro de Información y Red de Creación de Empresas (CIRCE) que será el lugar a partir del cual se canalicen las solicitudes y se tramiten, electrónicamente, los trámites burocráticos.
 
  1. Introducción de medidas para la lucha contra la morosidad.
Otra de las novedades introducidas por la Ley de Creación y Crecimiento de Empresas es el de la introducción de normas de lucha contra la morosidad. De entre todas ellas, destaca el impulso del uso de la factura electrónica como medio para garantizar una mayor trazabilidad y control de los cobros y los pagos que se llevan a cabo entre empresas, o entre empresas y autónomos, en el desarrollo de sus relaciones comerciales.
Junto a esta medida se introducen también incentivos para reducir los períodos medios de pago a través de, por ejemplo, su valoración en el acceso a las subvenciones públicas.
 
  1. Facilitación del acceso a financiación
Por último, la Ley incorpora medidas para dotar de alternativas a los empresarios para acceder a financiación distinta a la ofrecida por los bancos al dar una mayor cobertura legal a la obtención de financiación vía crowdfunding o financiación participativa, inversión colectiva o través de entidades de Capital Riesgo.
En lo que se refiere al crowdfunding la norma adapta la normativa europea para flexibilizar las condiciones en las que este tipo de entidades prestan sus servicios creando, por ejemplo, vehículos para agrupar a estos inversores.
De igual manera, la ley amplia las figuras reconocidas para fondos cerrados de inversión colectiva a la par que flexibiliza el régimen en el que las entidades de capital riesgo podrán operar en nuestro país ampliando el tipo de empresas que podrán ser objeto de sus inversiones (incluyéndose empresas financieras con un alto componente tecnológico).
 
A raíz de lo expuesto se vislumbra que la Ley Crea y Crece, la cual se une a la Ley Start Up en un ánimo del gobierno de modernizar el marco legislativo español para favorecer el nacimiento de nuevas compañías, nace con el objetivo de dinamizar el proceso de creación de empresas emergentes reforzando así su papel en el proceso de crecimiento de la economía española a través, sobre todo, de la reducción de costes, derivados de las medidas mencionadas en los puntos anteriores, para que así las empresas emergentes dispongan de mayores recursos para destinar al desarrollo de su actividad.
 

Sign up to our email digest

Click to subscribe or manage your email preferences.

SUBSCRIBE

Áreas de especialización

Derecho Mercantil