Skip to main content
News

Los centros comerciales se enfrentan a casi un centenar de demandas para ampliar moratorias

Locations

Fieldfisher España

brainsre.news

Los pequeños y medianos operadores han sido uno de los grupos más afectados por la crisis en la que esta inmersa nuestro país a consecuencia del coronavirus. En abril, este colectivo pidió a los dueños de centros comerciales compartir el impacto de la pandemia con una rebaja de hasta 50% de las rentas hasta el primer trimestre de 2021.

Durante estos meses, la mayoría de propietarios de estos establecimientos pactaron con los inquilinos algunas rebajas en el alquiler de los locales e incluso la condonación de la renta durante el estado de alarma. Sin embargo, con la situación de incertidumbre que atraviesa España y con la previsión de futuros confinamientos que empeoren el escenario, algunos operadores consideran que estos acuerdos no son suficientes.

Por ello, los inquilinos agrupados en la Plataforma de Afectados por Covid-19 en centros comerciales (PAC) han pasado a la acción y han interpuesto 83 demandas contra los grandes propietarios, a través del despacho de abogados Fieldfisher JAUSAS.

Klépierre, Unibail y Merlin suman casi 50 demandas

En esta batalla legal se ha visto envuelta, por ejemplo, la Socimi Merlin Properties. Inquilinos de los centros comerciales La Vital en Gandía, Artea en Vizcaya y Marineda City en La Coruña han interpuesto tres demandas contra la compañía dirigida por Ismael Clemente, según confirman a Brainsre.news.

Aunque Merlin ha ofrecido rebajas que alcanzan hasta un 50% en los pagos de 2020, estos tres operadores lo consideran insuficiente, pues que creen que esta crisis se va a alargar más y piden compartir las pérdidas también de 2021. Así, estas tres pymes se desmarcan del grueso de los 1.500 inquilinos de la Socimi, que en su mayoría han firmado acuerdos.

Asimismo, el grupo francés Klépierre se enfrenta a un total de 15 demandas de sus inquilinos. Estas las han interpuesto seis operadores del centro comercial Plenilunio, dos de La Gavia, uno en Los Prados, otro en Maremagnum, cuatro en Nueva Condomina y otro en Príncipe Pío. La compañía cuenta con siete activos en España y ha recibido demandas contra seis de ellos.

En este sentido, en agosto, un juzgado de Madrid impidió a Klépierre ejecutar un aval de un contrato de alquiler de uno de los establecimientos de su centro Plenilunio al entender que, por el Covid, las condiciones han cambiado.

Pero sin duda, Unibail Rodamco-Westfield ha sido el peor parado en esta batalla, al recibir 31 demandas de los operadores que ocupan sus locales. Los más descontentos son los inquilinos su centro Splau de Cornellà de Llobregat, en total, nuevo de ellos han decidido emprender la vía judicial, otros cinco de Parquesur (Leganés), cuatro en La Vaguada, cinco en La Maquinista (Barcelona), dos en Garbera (San Sebastián) y cinco en el centro Bonaire en Aldaya (Valencia).

Otros grandes propietarios demandados

De igual forma, cuatro inquilinos del centro comercial Fan Mallorca y seis del complejo Holea (Huelva) han interpuesto una demanda contra la propietaria de los activos, la compañía Carmila España. En total, la firma se enfrenta a diez causas.

Por su parte, New Winds Retail ha sido demanda por cuatro operadores de su centro comercial Montecarmelo de Madrid, que cuenta con 22 tiendas, un club deportivo, un supermercado y 6 restaurantes.

Otra Socimi que se ha visto envuelta en esta batalla legal ha sido Castellana Properties. La sociedad controlada por el fondo sudafricano Vukile y con un portfolio valorado en más de 1.028 millones ha sido demandada por dos inquilinos de su centro comercial Puerto Europa en Algeciras (Cádiz).

Otros operadores contra los que han presentado demandas algunos inquilinos son Ceetrus, CBRE, Bogaris, Zaragoza Properties, General de Galerías Comerciales, Equisdosa, Ikea, Gres Nederland Coooperatief, Parque Shopping, Zambal, entre otros.

Sign up to our email digest

Click to subscribe or manage your email preferences.

SUBSCRIBE